¡¡Hace casi toda la bici con un sola barra del acople y con el cambio atascado en el 58 x 11!!

La machada del triatleta neozelandés Kyle Smith en la Collins Cup.

¡¡Hace los 80 km de bici con un sola barra del acople y con el cambio atascado en el 58 x 11!!
¡¡Hace los 80 km de bici con un sola barra del acople y con el cambio atascado en el 58 x 11!!

La primera edición de la Collins Cup ya es historia. Los Frodeno, Sanders, Kienle, Iden... nos ofrecieron en Samorin (Eslovaquia) el espectáculo prometido, con victoria final para el equipo de Europa. 

Las batallas a tres bandas entre los componentes de los equipos –Europa, Estados Unidos y Resto del Mundo– nos dejaron momentos épicos, como la machada del triatleta neozelandés Kyle Smith, al que le tocó enfrentarse a Gustav Iden (Europa) y a Collin Chartier (EE.UU.).

Smith, de 23 años, 3º este año en el IRONMAN de Nueva Zelanda, sufrió una caída en los primeros compases del segmento de ciclismo, concretamente cuando sólo llevaba 2 de los 80 kilómetros. Por suerte, más allá del susto, no tuvo que lamentar ningún daño físico. Pero su bici, sí. A consecuencia del golpe, se rompió una de las barras del acople y el cambio se quedó atascado en el máximo desarrollo que había montado: 58 de plato grande y 11 de piñón pequeño. Así, de esta guisa, tuvo que completar los 78 km restantes: agarrado a la única barra que le quedaba del acople y moviendo sin interrupción y sin poder cambiar el 58 x 11. Menos mal que el trazado del sector de ciclismo de Samorin era eminentemente llano...

"Ah, cabrón. Salgo del agua. Me caigo de la bici a los 2 km. Recorro 78k con 1 barra aerodinámica. Atascado en 58-11...", explicaba en las redes sociales Smith, quien, a pesar del enorme contratiempo, estuvo luchando hasta el final por la segunda plaza, que se terminó adjudicando, por escasos segundos, Collin Chartier.

Los mejores vídeos