"Este tipo fue gimiendo los primeros 16 kilómetros; parecía que estaba a punto de caerse"

Así vivió Lionel Sanders su épico duelo con Gustav Iden en el IRONMAN de Florida, del que salió derrotado y con la certeza de que Iden marcará una época en la larga distancia.

Este tipo fue gimiendo los primeros 16 km... pensaba que se iba a caer en 2 segundos
Este tipo fue gimiendo los primeros 16 km... pensaba que se iba a caer en 2 segundos

Gustav Iden se presentó el pasado domingo en la línea de salida de su primer IRONMAN, en Florida, siendo bicampeón del mundo 70.3 (Niza 2019 y St. George 2021) y 8º en los Juegos Olímpicos de Tokio del pasado verano.

Pues bien, a la vista de la exhibición que dio el triatleta noruego de tan sólo 25 años (su registro final en meta, 7:42:57, supone récord de la prueba y el mejor debut en IRONMAN de la historia), y a la espera de lo que haga su compatriota y campeón olímpico Kristian Blummenfelt en Cozumel el próximo 21 de este mismo mes, queda claro que estamos ante un triatleta de otra dimensión que marcará una época en la larga distancia. Lionel Sanders, quien le plantó cara en Florida hasta el km 25 de la carrera a pie en lo que fue un apasionante y épico duelo codo con codo, lo tiene claro.

Fui a por todas, me la jugué, fui a por la victoria... O le ganaba o haría caminando la segunda parte del maratón... Y fui a por ello con todo... Al final, no caminé, pero tampoco gané", explicaba después de la prueba Sanders, de 33 años, subcampeón del mundo IRONMAN en 2017.

“Fue una gran batalla. Este tipo es duro como las uñas y, siendo sincero, pensé que le tenía. Pensé que te tenía, Gustav. ¿Estabas fingiendo? ¿Me estabas engañando? Este tipo está gimiendo y gimiendo durante los primeros 16 km. Y yo estaba pensando: 'Se va a caer en dos segundos'. Pero no, no sucedió", relata el triatleta canadiense, que vio cómo el noruego, pocos kilómetros después, era capaz de aguantar el ritmo y era él, Sanders, quien terminaba cediendo. Al final, Iden le sacó 6 minutos en meta, despues de correr el maratón en 2:34:51. Eso significa aguantar un ritmo de 3:40/km. El canadiense lo hizo en 2:40:43.

“Quería ver a Gustav de primera mano. Realmente no necesitaba venir a Florida: tengo mi plaza para el Mundial IRONMAN de Kona; tengo mi plaza para el St. George. Pero no podía perder la oportunidad de competir con Gustav; éste es el tipo con el que competiremos durante muchos años más. No sé por qué quiere participar en las carreras ITU, no lo entiendo", añade Sanders, que desde hace unas semanas comparte entrenador con el flamante campeón del IRONMAN de Florida: Mikal Iden... Sí, como su propio nombre indica, es el hermano mayor de Gustav.

Éste es definitivamente el rival a batir en la larga distancia durante los próximos años. He tenido el privilegrio de ser el primero en enfrentarme a él. A partir de ahora sólo puede seguir progresando. Así que tengo mucho trabajo por hacer", concluye Sanders.

Los mejores vídeos