Así se fraguó el debut de Emilio Aguayo en el Ironman de Lanzarote: menos de 18 horas de entreno a la semana

Jaime Menéndez de Luarca, el entrenador de Emilio Aguayo, nos cuenta las claves de la preparación que han llevado al triatleta valenciano hasta el podio de Lanzarote.
Jaime Menéndez de Luarca / foto: @kiaracurbelo.photography @ironman_lanzarote -
Así se fraguó el debut de Emilio Aguayo en el Ironman de Lanzarote: menos de 18 horas de entreno a la semana
Así se fraguó el debut de Emilio Aguayo en el Ironman de Lanzarote: menos de 18 horas de entreno a la semana

"Estar entre los cinco primeros sería una pasada", nos decía Emilio Aguayo unos días antes de hacer su estreno en distancia Ironman en Lanzarote, el que está considerado por muchos como el más duro del mundo. El pasado sábado, después de 9 horas y 55 segundos de esfuerzo, Emilio entró en meta en la tercera posición, sólo superado por el alemán Christian Kramer, 2º, y el belga Frederik Van Lierde, que se llevó la victoria. "No podría haber soñado con un mejor debut", comentaba el triatleta valenciano después de la prueba. ¿Pero cómo se gestó una actuación tan sólida, tan brillante, en el que era su primer Ironman... y en Lanzarote?

Todo empieza hace tres años, cuando Emilio decide ponerse en manos de Jaime Menéndez de Luarca. "Él ha estado en Kona. Ha corrido varias veces el Ironman de Lanzarote también. Mi idea era que él me fuese guiando y enseñando, sin saltarme pasos: estar dos, tres años en la media distancia y luego dar el salto a Ironman", explica Emilio.

"Tener la oportunidad de que un triatleta con buenos resultados en corta confíe en uno como entrenador en un plan a largo plazo para transformarlo en Ironman es un privilegio. Tres años largos sin prisa, sin quemar etapas y con un debut respetuoso, pero sin miedo", añade Jaime.

Así se fraguó el debut de Aguayo en IM Lanzarote: menos de 18 horas de entreno a la semana

Así se fraguó el debut de Aguayo en IM Lanzarote: menos de 18 horas de entreno a la semana

Técnico y pupilo se entendieron desde el principio. Un támden que apostó por la paciencia y por las cosas bien hechas. Los resultados fueron llegando. En 2018 cumplió un sueño: competir en el Mundial Ironman 70.3 con los Frodeno, Brownlee, Noya. Y el sábado vivió "el momento más feliz de su carrera deportiva".

ASÍ FUE LA PREPARACIÓN PARA EL DÍA 'D'

Desde el uno de enero hasta el 25 de mayo (21 semanas), fecha de la gran cita, Emilio entrenó una media de 17 horas y 55 minutos a la semana. "A pesar de que 18 horas son relativamente pocas, tampoco hicimos grandes intensidades ni entrenamiento polarizado 80-20, sino bastante trabajo de Tempo llaneando y trabajo específico de Umbral en subida para el Ironman de Lanzarote.

Así se fraguó el debut de Aguayo en IM Lanzarote: menos de 18 horas de entreno a la semana

Así se fraguó el debut de Aguayo en IM Lanzarote: menos de 18 horas de entreno a la semana

Así se fraguó el debut de Aguayo en IM Lanzarote: menos de 18 horas de entreno a la semana

Así se fraguó el debut de Aguayo en IM Lanzarote: menos de 18 horas de entreno a la semana

En bici hizo dos veces 180 kilómetros. Una de ellas, en enero, sobre el mismo recorrido del Ironman de Lanzarpte, en el Campus de Triluarca y con el acompañamiento en vehículo de apoyo de TriBike Station. De 160 kilómetros solo pasó dos veces más. Y de 150, otras dos. Es decir, solo hizo seis sesiones de más de 150 kilómetros. El volumen semanal medio fue de 14.000 metros de natación, 320 kilómetros de bici y 52 kilómetros de carrera a pie", describe Menéndez de Luarca.

"Corriendo pasó cuatro veces de 25 kilómetros y una más hizo 30. Siempre rondando los ritmos de 4'00"/km y trabajando mucho la alimentación específica en carrera.

La sesión media de natación tenía 4.000 metros y los dos días más largos hizo 5.000 (además de un 100 x 100 en Navidades)", añade el técnico.

"Las claves de la preparación fueron la constancia semanal, el cuidado del descanso y la alimentación, su capacidad de adaptación a la larga distancia y una cabeza muy buena para la larga distancia, una gran estabilidad emocional y mucho respeto al Ironman sin creerse nada antes de meta", aclara Jaime.

Nota del entrenador

"El volumen es algo individual que ha funcionado este año y para este deportista. Otros deportistas profesionales podrían no estar a gusto con este volumen, pero este tipo de preparación para Grupos de Edad (reduciendo algo el volumen de natación) debería ser suficiente si se trabaja con constancia".

Estrategia de competición en el sector de ciclismo

"Se cuidó mucho la aerodinámica con rueda lenticular HED y rueda delantera 90 en un día con muchísimo viento y donde la mayoria de los PRO optaron por elecciones más conservadoras. En algunos puntos, como el bidón, se optó por la comodidad de llevar un bidón cilíndrico, del que beber más, en vez de un bidón aerodinámico.

Cervélo le hizó llegar unas extensiones con las manos más altas a cuatro semanas de la prueba.

Emilio siguió un plan de PACING , dejando irse al grupo de cabeza, sin pensar en ellos. Perdió tres minutos hasta el Mirador de Haria y en la segunda parte mantuvo la misma velocidad que el grupo de cabeza a pesar de ir solo", concluye Jaime.

LOS MEJORES VÍDEOS
Te recomendamos

Ideas frescas y originales para disfrutar de viajes diferentes...

Analizamos cómo ruedan las zapatillas 890v7 de New Balance, una de las más polivalent...

Recibes la caja en tu casa, sacas la bici, aprietas 4 tornillos, le pones los pedales...

Ligeras, pero también estables y amortiguadas, así son las ASICS Gel-DS Trainer 24...

Además de entrenar duro, hay que prestar especial atención a la recuperación, element...

¿Sabías que en tu cuerpo conviven 100 billones de microorganismos? Y una buena parte ...