Triatletas con flato recurrente: ¿qué soluciones hay?

Las recomendaciones clave para tratar de olvidar este episodio tan molesto.

Alberto Cebollada

Triatletas con flato recurrente: ¿qué soluciones hay?
Triatletas con flato recurrente: ¿qué soluciones hay?

Todo aficionado al triatlón, y en especial del atletismo, ha padecido alguna vez esos desagradables pinchazos en la zona abdominal y torácica que se agudizan al inspirar profundamente. Ese dolor abdominal que se incrementa con la intensidad del esfuerzo y que está asociado la mayoría de veces a la carrera a pie, es transitorio y suele ceder cuando se para de correr o la respiración se reduce tanto en frecuencia como en intensidad. Lo que ya no es tan normal es que se produzca siempre y se mantenga en el tiempo.

Algunas teorías argumentan sobre la posible causa que lo produce, y es que si el estómago está lleno de alimento
y no se respetan las 2 horas por ejemplo después de la ingesta de la comida principal. Esto puede provocar que no llegue suficiente sangre al principal músculo respiratorio que es el diafragma, produciendo en él una fatiga prematura. Correr después de comer o haber ingerido alimentos semisólidos o grandes cantidades de líquidos, incrementa la probabilidad de padecer flato y sobre todo aumenta la intensidad de los pinchazos.

La Federación Española de Medicina del Deporte (FEMEDE), en su documento de consenso* sobre la hidratación y las bebidas para deportistas, advierte que las bebidas hipertónicas (con altas concentraciones de azúcares) enlentecen el vaciado gástrico y pueden causar problemas intestinales, entre los que se incluye el flato. Valora si ingieres bebidas o alimentos muy azucarados antes de correr, porque quizás sean los causantes de tus molestias.

Con respecto al vaciamiento gástrico determinante a la hora de notar pinchazos en el diafragma, hay que considerar también otros factores que afectan negativamente como son la irritación de la mucosa del duodeno, el grado de acidez del quimo, una elevada cantidad de proteínas o de grasas en el estómago y realizar un esfuerzo a un intensidad por encima del 80% del VO2max. Todos ellos y la ingesta de bebidas muy azucaradas como zumos o los típicos refrescos carbohidratados, desencadenan reflejos entero gástricos que enlentecen e incluso inhiben el vaciado gástrico.

Se estima que las cantidades óptimas de absorción intestinal de líquidos son entre 600-800 ml. para el agua, y unos 60 gr. para la glucosa. Cuando se bebe más de un litro de líquido a la hora, esos excedentes se acumulan y pueden producir también molestias intestinales.

Según las teorías anatómicas, los ligamentos que unen el estómago inflamado por el alimento o por el acumulo de líquidos, son los que traccionan hacia abajo del músculo diafragma, aumentando la tensión en cada impacto con el suelo durante la carrera. El pinchazo coincide con el momento de máxima inspiración y es por esta razón que se siente más cuando el ritmo de carrera es más exigente. Esto explicaría porque nadando o en bicicleta es más difícil sentir flato, y porqué es más frecuente en carreras intensas.

El hecho de que lleves una temporada notando las mismas molestias al correr, quizás se deban a un cúmulo de diversas circunstancias que hayan producido una inflamación del diafragma; esas molestias deberían ir cediendo con el reposo. Mi recomendación para tratar de olvidar este episodio tan molesto es que respetes 2 horas de digestión antes de correr, que no bebas muchos líquidos antes del entreno, evita que las comidas previas sean grasas o excesivamente proteicas, y sobre todo no tomes bebidas azucaradas. En carrera es mejor que bebas más veces en pequeños sorbos que no tragos grandes y si hay una próxima vez en la que notas un fuerte pinchazo, es mejor que te detengas para no forzar la musculatura en esas condiciones de dolor. Seguir corriendo con dolor hace que esas molestias perduren en el tiempo cuando lo normal es que cedan con el reposo y el hecho de dejar de realizar el esfuerzo permitirá la finalización del proceso digestivo y la desaparición de las molestias.

Nuestros destacados