El neuroma de Morton

¿En qué casos empieza a ser recomendable la operación? ¿Qué se puede llegar a perder?
Alberto Cebollada - Victor Alfaro (podólogo responsable de Sanitas-Real Madrid) -
El neuroma de Morton
El neuroma de Morton

El neuroma de Morton es una afectación del nervio digital plantar acompañada de una fibrosis (engrosamiento) alrededor del nervio. En el 75 % de los casos se localiza entre el 3º y 4º metatarsiano. Su incidencia en mujeres aficionadas al running es mayor que en los hombres. Y puede presentarse a cualquier edad. En esta afección es característico sentir como si se tuviera una “chinita clavada” en el pie.

La compresión del nervio suele producirse por sobrecarga de las cabezas de los metatarsianos, lo que conocemos como almohadilla del pie, siendo determinante el tipo de calzado que usas, la forma en la que pisas y la técnica con la que corres.

La causas que lo producen son variadas y entre ellas puede estar el acortamiento del tríceps sural (gemelos y sóleo) o por tener un tendón de Aquiles poco elástico o por el hecho de usar zapatos de tacón, o entrenar con "zapas" con horma estrecha, llevar los cordones muy apretados o usar drops reducidos sin respetar el periodo de adaptación necesario. También un incremento desmesurado del kilometraje, pasar de correr 3 días a la semana a 5 ó más, no descansar lo suficiente o correr por terrenos irregulares y sobre piedras, sin la protección suficiente de la mediasuela de la zapatilla, lo que favorece el aumento de la presión en la zona y desencadena la inflamación del nervio.

En todos los casos, recomiendo realizar un estudio podológico para valorar si la pisada es correcta y si pronas en exceso, que también se ha demostrado que puede desencadenar una sobrecarga de la zona metatarsal. Por ello, el tratamiento pasa por liberar la zona de presiones y en este sentido unas plantillas hechas a medida de tus necesidades resultan muy efectivas, pero requieren acompañarlas de una serie de recomendaciones...

Entre ellas, utilizar una zapatillas de horma más ancha siendo muy recomendables las hormas anatómicas de marcas como Altra o Topo Athletic, que cuentan con una altura de pala o espacio interno de la puntera suficiente como para no comprimir los dedos. Este aspecto técnico es muy importante en esta lesión, ya que cuando caminamos o corremos nuestros dedos se extienden hacia arriba y por ello es muy importante que las punteras de las zapatillas permitan dicho movimiento en vez de dificultarlo. Y por supuesto, aunque entiendo el slogan de “antes muerta que sencilla”, debes evitar usar tacones ya que ponerlos una noche supone activar de nuevo la inflamación y después tener que estar unos cuantos días dolorida sin poder correr.

Si en tu alimentación tomas cereales integrales, frutos secos, legumbres y verduras en términos generales, no recomiendo recurrir a suplementos, pero, por si tuvieras problemas en su absorción, te aconsejo probar un complejo vitamínico del grupo B, tipo Hidroxil que tiene B1, B6 y B12, ya que estas vitaminas influyen en la correcta transmisión del impulso nervioso y su déficit produce o agrava las neuropatías.

La inflitración de corticoides, cuyo efecto antiinflamatorio, sin duda ayudará a reducir la sintomatología, no combate la causa que lo produce… Por consiguiente, tienes que tratar de encontrar la causa que te produce esa compresión. Utilizar unas plantillas que descarguen presión en la zona, elastificar la parte posterior de la pierna y la musculatura intrínseca del pie y usar zapatillas con una horma anatómica serán de gran ayuda.

Te recomendamos

El DS 7 Crossback es el primer coche desarrollado desde cero por la marca premium fra...

Es el primer coche SUV 4x4 híbrido enchufable y la opción que elige Gómez Noya para m...

Las capacidades dinámicas del nuevo VW Touareg lo convierten en un poderoso rodador, ...

La 890 de New Balance ha vuelto al mercado este 2018....

Así es la Merida Reacto Disc Team E....