[TEST] HOKA ONE ONE Rocket X: mejor para distancias cortas

Las nuevas Rocket X de HOKA ONE ONE son muy rápidas, pero les sacaremos más rendimiento en distancias cortas.

SOY CORREDOR (Javi Moro)

[TEST] HOKA ONE ONE Rocket X: mejor para distancias cortas
[TEST] HOKA ONE ONE Rocket X: mejor para distancias cortas

HOKA ONE ONE tiene ya tres modelos para competir en asfalto y entrenar, con una placa de fibra de carbono en su media suela. Y la Rocket X es el nuevo modelo de la marca americana que llega a nuestro mercado (porque en Estados Unidos apareció hace unos meses ya en su página web), y es el que están usando sus atletas para correr maratón. La pudimos ver ganando las pruebas de clasificación americanas para los Juegos Olímpicos en la carrera femenina y también en varios atletas el pasado maratón de Londres el pasado 4 de octubre.

Es una de las zapatillas de running más energéticas, junto con la Carbon X, que HOKA ha lanzado hasta la fecha. La Rocket X, como no podría ser de otra manera en la marca, es un modelo increíblemente liviano y increíblemente reactivo diseñado para el máximo rendimiento y sus atletas de élite. No tienen una zapatilla para competir sobre el duro asfalto más ligera que esta.

A diferencia de la Carbon X, que estaba ideada para por cubrir incluso ultra distancias, la Rocket X está más preparada para distancias más cortas, quizás más adecuada para 10k y medio maratón. Para los 42 km solo si eres un corredor con poca masa corporal y cierta eficiencia en tu mecánica, como los atletas de élite. Esta nueva HOKA utiliza la misma elástica placa de fibra de carbono que la segunda versión de la Carbon X, lo que brinda una pisada rápida, eficiente y muy propulsora.

Está diseñada para el día de la carrera, pero sin duda podrás utilizarla en los entrenamientos más específicos porque esta bala está equipada con 30 milímetros de espuma en el talón y 25 en la parte delantera, por lo que, aunque sea súper ligera, gracias al compuesto CMEVA y a la cantidad que pone HOKA en esa parte media, hay más que suficiente para poder soportar kilómetros, entrenamientos previos y varias competiciones al máximo nivel.

1         

La base en la suela de las zapatillas de esta marca suele ser muy anchas y, por tanto, estables, pero la Rocket X no es de las que más anchas, y en comparación con la Carbon X en este sentido hay mucha diferencia, especialmente en el talón y en el antepié. Tampoco va el pie alojado dentro de la espuma como en otras de la casa, sino que se aloja justo encima, salvo en los laterales del talón donde sí que sube un poco más para dar estabilidad a la zona sin añadir elementos duros. Es la espuma de la media suela la que hace esa función. La placa está insertada en la mitad de la espuma, y ayuda también a que no haya una torsión inadecuada, además de ofrecer más resorte al impulsar. 

2
 

Esta parte superior está fabricada con una malla transpirable con cierta dureza que contiene una estructura tipo colmena que, además de ventilar el calor que se produce en el interior al correr rápido y durante mucho tiempo, arropa el pie de forma muy segura para que nada se mueva. El upper ofrece un soporte suficiente

La suela, a diferencia de la Carbon X, tiene una mínima goma en los puntos de contacto que te dará más alegrías por suelo liso.

3
 

Muy buen comportamiento en series cortas y rápidas, pero me quedo con la Carbon X para salir a rodar.

LOS DATOS DE LA ROCKET X DE HOKA ONE ONE

  • Peso: 215 g (unisex)
  • Drop: 5 mm
  • Pvp: 180 €
Los mejores vídeos