Cheptegei bate el mítico récord de Bekele en los 10.000 metros lisos

Con un tiempo oficioso de 26:11:02, seis segundos menos que el anterior registro.

EFE

Cheptegei bate el mítico récord de Bekele en los 10.000 metros lisos.
Cheptegei bate el mítico récord de Bekele en los 10.000 metros lisos.

El atleta ugandés Josua Cheptegei ha conseguido batir el récord mundial que poseía desde hace quince años Kenenisa Bekele, la más longeva de la historia en los 10.000 metros, al parar el crono con un tiempo oficial de 26:11:00 minutos, seis segundos menos que el anterior registro.

El corredor africano consiguió el nuevo récord en el NN Valencia World Record Day, un evento organizado por la SD Correcaminos y el NN Running Team e impulsado por la Fundación Trinidad Alfonso, celebrado en el estadio del Túria de València, donde unos minutos antes la atleta etíope Letensebet Gidey había batido también el récord mundial de 5.000 metros lisos.

Cheptegei, uno de los grandes ídolos del atletismo tras coronarse campeón del mundo de 10.000 m. en Doha y campeón de cross en Aarhus el pasado año, es el actual plusmarquista mundial en 5.000 metros y en 5 kilómetros en ruta, por lo que tras el logro de hoy tan solo le falta el 10K en ruta, un récord que logró en Valencia el pasado año pero que le arrebató el keniano Rhonez Kriputo este mismo año en la 10K Valencia Ibercaja.

El atleta ugandés de 24 años, que ya sabía lo que era batir un récord mundial en Valencia tras conseguirlo en el 10K de Valencia en 2019, contó con dos equipos de 'liebres' dirigidas por el veterano corredor holandés Roy Hoornweg, además de Matt Ramsden y el keniano Nicholas Kipkorir, en el primer grupo; mientras que el segundo grupo estará formado por el español Abderrahman El Khayami y los australianos Stewart Mc Sweyn y Ryan Gregson, que le ayudaron hasta el kilómetro 5, a partir del cual Cheptegei comenzó su duelo contra el reloj en solitario.

Cheptegei pareció ganar frescura conforme pasaba cada una de las 25 vueltas previstas y si en la primera mitad de la prueba había conseguido en los parciales un tiempo de récord entre uno y dos segundos por debajo, en los tres últimos kilómetros voló, con un gesto de concentración en el rostro y con los 300 espectadores en pie animándole.

El nuevo plusmarquista mundial corrió el último kilómetro con un estratosférico parcial de 2:34 para conseguir lo que nadie había hecho en los últimos quince años, batir el mítico de récord de Bekele y confirmar que es una de las grandes estrellas del atletismo mundial.