30.000 euros de multa por saltarse la cuarentena para competir en una IRONMAN 70.3

Ha sucedido en el Ironman 70.3 de Kenting, en Taiwán, uno de los países que mejor ha controlado la pandemia.

30.000 euros de multa por saltarse la cuarentena para competir en una IRONMAN 70.3.
30.000 euros de multa por saltarse la cuarentena para competir en una IRONMAN 70.3.

Taiwán, con 24 millones de habitantes, ha sido y es uno de los países que mejor está librando la pandemia. Desde que comenzó hace ya más de un año, ha registrado poco más de 1.000 contagios y 11 muertes. Tal y como reflejan estos datos, se lo han tomado y se lo siguen tomando muy en serio, tanto en la prevención como a la hora de castigar a quien no respeta las restricciones y las normas que establecen los protocolos de seguridad.

Es el caso de un triatleta kuwaití de 20 años que el pasado fin de semana intentó competir en el IRONMAN 70.3 de Keitung sin haber completado la preceptiva cuarentena de 15 días.

Según informan los medios locales, el atrevimiento le ha costado una multa de casi 36.000 dólares (la sanción máxima para este tipo de infracciones: unos 30.000 euros) por incumplir el requisito de guardar una cuarentena de 14 días para los viajeros que llegan a Taiwán. 

La Oficina de Salud Pública de Pingtung ha explicado que el triatleta llegó a Taiwán el 18 de abril con una prueba de COVID-19 negativa realizada tres días antes de coger su vuelo. Por tanto, se suponía que tenía que permanecer en cuarentena hasta el 2 de mayo. 

Las autoridades competentes añaden que usó mascarillas mientras se registraba para la prueba, pero que "no presentó la pertinente verificación de salud y otros documentos relacionados con el COVID-19 que se exigían". Además, según Taiwan News, el Centro de Comando Central de Epidemias lo había reportado como desaparecido cuando "se suponía que el triatleta debía estár guardando la cuarentena obligatoria en un hotel de Taipei".

Una vez que los jueces de la carrera se dieron cuenta de que el hombre no tenía la documentación, informaron de la situación a la Oficina de Salud. A continuación, volvieron a aislarle en una habitación separada hasta que llegaron los funcionarios competentes para encargarse del caso. Las autoridades también están tratando de determinar si llevaba la mascarilla puesta mientras viajaba en tren de Taipei a Pingtung.

Ahora, ha sido enviado a una instalación en Kaohsiung para terminar de pasar la cuarentena.

El evento IRONMAN de Kenting contó con casi 400 triatletas. Y un poco más al sur de la isla, el Challenge de Taiwán reunió en Taitung a otros 6.000, compitiendo durante todo el fin de semana en los distintos formatos que ofrecía.

Los mejores vídeos