"El monoplato es postureo"

Nos quedamos con las reflexiones de Triluarca sobre el abandono de Sam Long en el Triathlon Alpe d'Huez tras subir el mítico puerto con monoplato de 54 dientes.

Jaime Menéndez de Luarca

El monoplato es postureo
El monoplato es postureo

Este jueves se ha disputado una nueva edición del Triathlon Alpe d'Huez: 2.200 m de natación; 118 km de bici con 3.200 m de desnivel, incluida la subida final al mítico puerto del Tour de Francia; y 20 km de carrera a pie en plena montaña.

La victoria ha sido para el francés Leon Chevalier. Albert Moreno ha conquistado un meritorio bronce que suma a las platas logradas en 2014, 2018 y 2019. 

Sam Long, 6º en el Challenge de Roth a principios de julio, se presentaba como uno de los favoritos al triunfo. Sin embargo, la estrella estadounidense no pudo con el legendario puerto de la ronda gala.

Y es que Long llevaba montado en su bici monoplato de 54 dientes, desarrollo excesivo para afrontar la subida de 13,9 km a una media del 8%, sin contar con todo el trazado previo, un total de 118 km y 3.200 metros de desnivel positivo, incluidos los ascensos a Alpe du Grand-Serre (15 km con una pendiente media del 6,5%), a Col du Malissol (2,4 km al 8,5%) y Col d’Ornon (14,4 km al 4%).

Así lo explicaba en las redes sociales el propio Long, que logró finalizar el exigente segmento de bici antes de retirarse:

Un DNF para mí, pero también he hecho historia: creo que es la primera vez que se sube a Alpe d'Huez con un 54 de plato y 33 de piñón como desarrollo más ligero.

He estado muy preocupado por esta configuración monoplato durante las últimas semanas e hice todo lo que pude para obtener uno diferente y perder peso. Por desgracia, se quedó corto.

Eso me destruyó las piernas y luego una penalización de 5 minutos en la primera transición me destruyó la mente (me lo dijeron después de la bicicleta).

Llegados a este punto y ante el debate que ha generado este episodio, nos quedamos con el análisis que ha hecho Jaime Menéndez de Luarca en las redes sociales sobre el asunto:

El monoplato es #postureo

Partiendo de la base de que un solo plato tiene más desventajas (desarrollos extremos limitados y saltos de piñon) que ventajas (ligereza, simplicidad, aerodinámica y estética), si se opta por un solo plato hay que valorar tener 12 ó 13 velocidades, un piñón que cierre en 10 (@sramroad ) o 9 (@leonardiracing_it ), dos juegos de piñones y al menos 3 platos.

Ahora que todo el mundo se anima a atizar a @samgolong, hay que decir que ese 54 x 10-33 era suficiente para subir Greding en Roth, y que cuando amplió su gira europea no contaba con Alpe D’Huez y hoy en día encontrar un desviador y un juego de bielas para dos platos, o un 48 con un 10-36 no es tarea sencilla en Europa (plazos de entrega para 2023).

En mi caso, con monoplato desde 2016 con 1 x 11 Shimano (no lo recomiendo salvo rutas con menos del 10% máximo de desnivel) mi bici de ruta @ceepobike Stinger hace casi todo el año con un 46 x 10-33 y la cabra con un 50 x 10-33, y siempre tengo un piñón Force 10-36 que me permite subir hasta un 15% por encima de 75 rpm de cadencia y con el 46 x 10 puedo ir hasta 58 kms/h a 100 rpm.

Para subir puertos en Asturias uso un 38 que combinado con el 36 me permite subir el Angliru y llanear hasta 48 kms/h antes de perder la pedalada.

Dos consejos:

-usad doble plato
-si no queréis el consejo uno, disponed de alternativas ANTES de que llegue el problema

Nuestros destacados