Rodillo Elite Arion Mag Parabolic Resistance

Esta versión Arion Mag de Elite es una de las mejores opciones para mejorar nuestro rendimiento en los meses más fríos.
Antonio del Pino -
Rodillo Elite Arion Mag Parabolic Resistance
Rodillo Elite Arion Mag Parabolic Resistance

Últimamente, también porque en estas frías fechas es lo que toca, nos preguntáis recurrentemente sobre rodillos para entrenamiento indoor. Muchos nos pedís consejo sobre qué plataforma de rodillo elegir y en muchos casos os recomendamos los rodillos de “rulos” de toda la vida, aunque el modelo que os traemos hoy como recomendado, solo pueda compararse en la forma que apoyan de las ruedas respecto a los de antaño.

Esta versión Arion Mag de Elite, creemos que es una de las mejores opciones para mejorar nuestro rendimiento por múltiples razones.

El hecho de tener que mantener  el equilibrio, la estabilidad sobre la bici, activa los  grupos musculares de forma más amplia y profunda, del mismo modo que implica el pedaleo en la carretera, y además permite disfrutar de una posición real sobre la bici, con el mismo apoyo sobre el sillín y el mismo peso de los brazos en el manillar.

Con esto, cualquier cambio que apliques en tu posición sobre la bici para mejorar tu equilibrio, bien por aerodinámica o para buscar el mejor punto de eficiencia biomecánica, sabrás si será viable o no en la carretera, cosa que en los rodillos fijos nunca llega a saberse, porque siempre tienes la engañosa sensación de que cualquier posición te va bien, incluso las más agresivas que luego en la calle resultan del todo insoportables.  

Luego, además de que empezar entrenar sobre él es tan rápido como extenderlo, no añade tensiones al cuadro y, en esta época en la que llegan las bicis con discos, no tiene problema alguno con el anclaje a la bici…porque no hay.

Esto también es extensible a las bicis de montaña modernas con ejes pasantes, con la que cada vez es más y más difícil poder hacer rodillo.

Con el neumático de carretera es sumamente silencioso incluso en el nivel más elevado de su  resistencia magnética, con 3 niveles seleccionables, con una oposición súper realista gracias a su sistema de imanes de neodimio de última generación.

Usarlo las primeras veces obliga a arrancar y parar apoyado a la pared, prestando mucha atención  durante las primeras sesiones, cosa que también hace que mejores tu control de la bici en la carretera.  

Aquí tienes a un peluquero pedaleando sobre unos rulos, cortándole el pelo a un valiente cliente.

Suponemos que no le habrá cobrado, y lo que queremos decir es que al final, aunque no hace falta jugar la oreja de un tercero, acabas controlándolo a la perfección.

Sus rodillos de elastómero compuesto de plástico anti-estático, además de reducir el ruido, también neutralizan la nociva estática y apenas desgastan las cubiertas.

Es muy compacto y puede plegarse muy fácilmente (casi demasiado al bajarte de la bici porque la propia tensión de la correa casi lo cierra solo), abierto ocupa 141×49,5×16 cm y 73×49,5×22 cm cerrado, haciéndolo fácil de guardar tanto de pie como tumbado.

Dentro de sus limitaciones está la resistencia máxima limitada para series muy cortas de fuerza máxima o que ponerse de pie requiere de una destreza reservada a uno pocos artistas del pedal, pero en resumen, tiene muchos argumentos interesantes, tanto para tenerlo cómo único rodillo, como para tenerlo de rodillo complementario a uno fijo, que sería lo ideal.

PVPR: 393,49€

Más información: Elite Arion Mag